"Corrupción en España 2014: Resumen del debate en el Congreso"

Corrupción en España 2014: Resumen del debate en el Congreso

El Gobierno debatió en el Congreso las medidas que se deberán tomar ante los hechos de corrupción en la política que han surgido en España durante el 2014.

Pedro Sánchez en el Congreso
En el Congreso se realizó un debate para decidir las medidas que se tomarán por los hechos de corrupción que surgieron en la política de España durante el 2014. (Foto: Twitter)

El Gobierno debatió en el Congreso las medidas que se pueden tomar para erradicar los casos de corrupción que han surgido en España durante el 2014. Aquí encontrarás el resumen de lo discutido durante la sesión.

El Gobierno español y la oposición se enzarzaron en un agrio debate parlamentario centrado en la corrupción política. El presidente del Ejecutivo, Mariano Rajoy, presentó 70 medidas para frenar y prevenir los hechos delictivos en las instituciones públicas. Mientras Rajoy aseguraba en el pleno del Congreso de los Diputados que “España no está corrompida” y para extremar los controles presentaba una nueva batería de medidas, la oposición afirmaba que no está legitimado para abanderar la lucha contra la corrupción debido a los casos que afectan a su Partido Popular (PP), de centroderecha y con mayoría absoluta en el Parlamento.

Al presentar las nuevas medidas, Rajoy se rebeló contra el fantasma de la corrupción generalizada. “¡España no está corrompida! España tiene algunos corruptos que, afortunadamente, estamos sacando a la luz. El resto está sano”, exclamó. El jefe del Ejecutivo reconoció que el goteo de casos “del pasado” crea un clima que “a ratos se hace irrespirable”, y afirmó compartir la indignación de los españoles ante ellos, incluidos los que afectan al PP, que ha reconocido que han supuesto “problemas serios”, y por los que, según recordó, ha pedido perdón.

Con el voto en solitario del PP, fueron rechazadas las enmiendas a la totalidad presentadas por el partido socialista PSOE -la mayor fuerza de la oposición-, Izquierda Plural, el centrista Unión Progreso y Democracia (UPyD) y el BNG (nacionalista gallego) a los proyectos de ley sobre control financiero de los partidos y del alto cargo. En materia de financiación, los particulares no podrán hacer donaciones a partidos por encima de 50.000 euros (unos 62.400 dólares) y toda donación superior a 25.000 euros se deberá notificar al Tribunal de Cuentas. Si los partidos no cumplen con estas medidas, podrán ser extinguidos, según las medidas propuestas por el Gobierno.